5 RAZONES PARA INVITAR A TU CITA A TOMAR CERVEZA

¿A quién no le gusta ir por una cervecita?

Antes de hablar de las 5 razones, seamos sinceros, para mucha gente salir a tomar unas chelas a algún bar es sinónimo de pobreza o «para rotos». Solo porque la cerveza se ve (la ven) como lo que uno toma cuando va a fiestas o en algún parque y que en los bares se deben tomar tragos preparados.

Además, ten en cuenta de que, si quieres que estas razones para salir a tomar cerveza con tu cita funcionen, debes invitar a alguien que le guste la cerveza, dos dedos de frente.

Hay que ser real para este tema, la cerveza tiene un sabor, cuerpo y aroma inigualable. Con variadas sepas, es la bebida ideal para relajarnos y disfrutar de una deliciosa comida con buena compañía.

En el Bar-Restaurante Victorino te ofrecemos distintas marcas y formas de tomar la cerveza (sólo chelada, michelada, en vasos de 500cc, etc) pero tú eres el que debe dar el paso e invitar a tu cita a tomar unas birras al Corazón de Barrio Lastarria. Ten en cuenta también que disponemos de muchas cervezas artesanales que no son para nada “regulares” ni “corrientes”, siendo un mejor panorama que tomar «cervezas comunes».

¿Y por qué cerveza y no otro trago? Bueno, tú eres el que al final decidirá dónde y qué tomarán, pero nosotros te damos 5 razones para invitarla a tomar cerveza en Victorino:

por que invitar a tomar cerveza

RAZÓN 1: EL BOLSILLO

Hay veces queremos invitar a alguien a salir, pero el dinero no alcanza para mucho, ya sea porque es fin de mes o hiciste un gasto grande innecesario (supongo que lo último es más posible). Así que la solución es salir a tomar una cerveza, ya que es más barato que tomar lujosos tragos. Además, la frase “¿te invito una copa”? ya paso de moda, ¡El schop es el nuevo aliado para estos casos!

Por otro lado, las cervezas artesanales son un poco más caras, pero no es algo que uno no pueda beber si tiene bajo presupuesto. Tomar una de éstas da un “buen status” al ser un poco más sofisticada que otras cervezas tradicionales.

RAZÓN 2: LA ELECCIÓN

¿Cabernet, Saugvinon, Merlot? La mayoría de la gente no es experta en estas cosas de elección de licores y mucho menos de vino, para esto debe ser un profesional en viñedo, procedencia de vinos, etc. ¿Y la cerveza? Bueno, aunque tenga diferente preparación, diferentes grados, siempre es más fácil pedirla: «Me da una ámbar de litro por favor.»

Es que admitámoslo, uno tiene un instinto con las cervezas, uno ya sabe sus elecciones cotidianas, cuál te refresca, cuál te prende y bueno, cuál va para cada ocasión. Es por eso que elegir la cerveza adecuada para una cita es más fácil que pedir otro trago.

RAZÓN 3: LA DISPONIBILIDAD

«¿No tendrá un vino de la cosecha del 85?»… ¿Cuántas veces hemos escuchado una frase parecida en las películas o en alguna serie?, Pero la realidad está muy alejada de eso, y bastante. Las reservas son carísimas y muy pocos Bar-Restaurantes tienen alguna.

Lo bueno de la cerveza es que puede ser encontrada en todos lados, de distintos grados y variados cuerpos, aunque nada mejor que una cerveza bien fría en el Bar-Restaurante Victorino.

RAZÓN 4: LA ESPONTANEIDAD

Si eres una persona que le cuesta desenvolverse, unos tragos podrían ayudarte. No decimos que te cures sólo para hablar o que te tomes el vaso en 5 minutos. Tomar unos sorbos de cerveza ayudan a que las conversaciones fluyan y haya una mayor conexión en los temas que se conversen, entregando más espontaneidad y más seguridad en uno mismo.

RAZÓN 5: NO HAY RAZÓN

Así que como lo dijo el primer emperador de la Alemania Unida, el Kaiser Wilhelm, “Denme una mujer que ame tomar cerveza y conquistaré al mundo”. Sal con una mujer que ame la cerveza tanto como tú, aunque también puedes salir con un amigo chelero. Pero bueno, sea quien sea tu compañía, la versatilidad de la cerveza te permitirá disfrutarla en todos lados, ¡Porque no existe alguna razón para no disfrutar de una cerveza!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *